Las claves en el diseño de escape rooms

El entretenimiento de moda se llama ‘escape room’ y arrasa en Asia, Estados Unidos y las principales ciudades europeas, Madrid y Barcelona entre ellas, aunque no para de extenderse y cada vez se deja ver más. A continuación nuestro equipo de diseño te cuenta los pasos a seguir y los factores a tener en cuenta para crear una escape room.

escape room salida

¿QUÉ ES UN ESCAPE ROOM?

    Tanto con el cine como con la literatura, el usuario está atrapado en el papel del observador, es un espectador. Las escape room, nacen de esa necesidad inmersiva del usuario. El aliciente de los juegos de escape reside en vivir una experiencia que brinda una inmersión en vivo en otra realidad, donde no es tu mente sólo la que sumerges en la historia, si no que tu cuerpo entero se hace protagonista de la misma.  

    Desarrollados en un espacio cerrado del cual tienes que salir o conseguir un objetivo en un tiempo límite, generalmente entre 60 y 90 minutos, la adrenalina que sientes por el cuerpo desde el momento en el que el reloj empieza a contar, la satisfacción que sientes a la hora de resolver un acertijo, o la emoción de cruzar la puerta, son únicas.

    El espacio total en el que se desenvuelve el juego está formado por una o varias salas escenográficas decoradas según la temática de juego dónde hay que buscar pistas, resolver enigmas y acertijos, conseguir combinaciones,  encontrar llaves y usar múltiples objetos. Durante todo el juego un Game Máster irá dando pistas para ayudar a los jugadores a llegar al objetivo. Éste mismo es quien explica las reglas antes de comenzar y pondrá en situación a los usuarios.

PÚBLICO/ USUARIOS

    Aunque parece una actividad con más éxito entre grupos de amigos del público joven adulto, éste tipo de juegos están preparados para un público mucho más amplio. Cuentan un amplio abanico de niveles de dificultad, que no tienen porqué ir repartidos por edades precisamente, ya que son juegos y enigmas de lógica e ingenio para los cuales las mentes más abiertas tienen más facilidad. El concepto “mentes abiertas” puede albergar dentro de la inocencia y curiosidad de un niño, igual que en la experiencia de un anciano, en la creatividad de un joven, o en los conocimientos de un adulto.  

    Es recomendable que las personas a formar equipo se conozcan entre sí, ya que el trabajo en equipo y la comunicación son uno de los factores más importantes para salir exitoso de éste tipo de actividad. Aunque este tipo de juego está traspasando las fronteras del ocio, hasta el punto de que los departamentos de recursos humanos de las grandes compañías los emplean para diferentes fines de team building.

1. La ubicación

    El primer paso para empezar con tu proyecto es decidir el lugar donde quieres ubicarlo, y para ello, analizar el mercado y la competencia.

    El tipo de clientes potenciales que vas a tener dependerá de qué localización escojas, por ejemplo, si es una ciudad grande, deberás tener en cuenta que tus clientes van a comprender todas las edades a partir de 14 años, a no ser que quieras enfocarte a una escape infantil, entonces irán de los 8 a los 14 años. 

    Si escoges una ubicación más apartada, la mayoría de los usuarios de tu escape se tendrán que desplazar a jugar a tu local, por lo que te recomendamos que trates de ofrecer algo fuera de lo común, para que funcione de reclamo y te des a conocer de una forma más amplia.

    Para conocer la competencia existente a lo largo del territorio español, en internet hay páginas como Escaperadardonde podemos ver todas las scape rooms que se extienden en cada zona y sus ubicaciones exactas.

2. La temática

    Lo más importante para establecer tu agenda de necesidades es escoger una temática sobre la que vas a desarrollar tu juego. 

    Es importante que analices a tus compañeros de profesión e intentes no repetir una temática demasiado similar a las de tu entorno para ofrecer variedad de juegos en la zona. ¿Compañeros de profesión? Si, exacto, a diferencia de otros tipos de negocios, aquí no tienes porqué entender a otros locales de escape room como competencia, ambos formáis parte del mismo equipo, conseguís que vuestros clientes disfruten con éste tipo de ocio y los compartís, ya que una vez que han jugado en el local de tu vecino no pueden repetir, ¡Ahora les toca ir al tuyo! Y viceversa. 

3. El espacio

    Para construir tu escape room debes disponer de un lugar delimitado, que puede ser interior o exterior, lo que más te convenga según la trama de tu juego.  

    El argumento base de tu juego te habrá dado también un rango de metros necesarios, ya que no necesitarás el mismo espacio para recrear un pueblo maldito que un despacho. 

    Es posible, que éste haya sido tu primer paso de construcción del proyecto, porque tenías un espacio que quieres aprovechar, o que al elegir la ubicación, utilices el entorno como decorado y que debas escoger bien tu local para que continúe apoyando el atrezo que lo rodea. Por ejemplo, ¿Qué te parecería escoger un edificio en ruinas de Belchite, Zaragoza? ¡La mitad de la inmersión de los usuarios ya la tienes! ¿Y si no te cierras a un sólo edificio? ¡Prueba con cosas diferentes! ¡Da un paso más en la configuración de tu escape!

4. La trama – secuencia

    Aquí viene uno de los pasos más complejos y clave en la creación de una escape room. Ya sabes dónde vas a colocarla, de qué temática va a tratar y con qué espacio cuentas para construirla, ahora toca mezclar todos esos ingredientes y empezar a desarrollar tu juego. 

    Has escogido la temática anteriormente, pero ahora deberás dividir el espacio total con el que cuentas creando una secuencia de sucesos por los que transcurrirá la trama que vas a crear a la vez que configuras los escenarios y la ruta que le darán forma a tu escape. 

    Es el momento de definir bien la historia que dará forma a tu juego. ¿Cómo vas a introducir en la historia a los jugadores? ¿Por qué espacios va a desarrollarse la trama? ¿Qué va a pasar en cada uno de éstos espacios? ¿Cuál será el desenlace de tu juego?

5. Los mini-juegos

    Ahora que has definido los objetivos a los que quieres llegar en cada espacio y momento, es el momento de crear las diferentes actividades que van a ocurrir en cada uno de ellos. 

    Una escape room debe ser un lugar dinámico, en el que siempre tengas actividades que resolver. Lo mejor es que vayas variando los niveles de dificultad de las acciones que tengan que realizar los jugadores, así como crear juegos que tengan que descifrar entre varias personas y otros que tengan que realizar simultáneamente, cada uno por su cuenta, para conseguir averiguar todo a tiempo y conseguir el objetivo en equipo.

6. La ambientación

    Llegamos al final de la carrera. ¡Tú proyecto está casi definido y es el momento de madurar la cara visible del mismo! Lo importante es que la propia ambientación hable y ayude a los usuarios de tu juego a sumergirse en la historia, que por un momento sientan que se han trasladado a la vivir la aventura que has creado para ellos. Para ésto es muy importante ayudarles con su propia vista a través de la tematización del espacio.

    Haz que, con pequeños detalles distribuidos por la estancia, el equipo sepa cuál es su motivación y recuerde en todo momento la historia en la que están sumergidos, por qué hacen eso, adentrándose en el relato y no viendo el juego como una carrera mental de obstáculos, si no como el desarrollo del rol que han venido a jugar.

 

El equipo de diseño de Bloquetech es especialista en la conceptualización y diseño de espacios para diversos sectores. Si tienes en mente un proyecto de una sala de escape o te gustaría aprovechar esta tendencia y aplicarla a otros ámbitos para crear experiencias de marca gamificadas que sirvan para enganchar a tus clientes, estaremos encantados de ayudarte a hacerlo realidad.

 

 

Sara Arraco

Equipo de Bloquetech Diseño

Ver más noticias

Contacto

C/Coso nº33 3º, Oficinas E-F

50003 Zaragoza

T: +34 976 15 80 49